Site Loader

La orden de detención del ex juez federal de Bahía Blanca Guillermo Federico Madueño es el más serio, pero no el único, intento de llevar al banquillo de los acusados no sólo a ex militares, sino también a los civiles que colaboraron para que cientos de delitos de lesa humanidad se cometieran en la ciudad en la segunda mitad de la década del ´70. La solicitud de captura emanada del fiscal federal Antonio Castaño, temporariamente a cargo de la fiscalía general de la Cámara Federal, fue aceptada y puesta operativa por el juez Alcindo Alvarez Canale, en una inédita medida de avanzar contra un ex colega que no dejó de serlo hace mucho tiempo. Recién en el cercano 2005 culminó la carrera judicial de Madueño quien llegó a ocupar como camarista el Tribunal Oral Criminal Federal 5 de la Capital Federal. Cuando era juez allí, el Centro de Estudios Legales y Sociales solicitó su remoción y desitución por mal desempeño de funciones a raíz de sus antecedentes al frente del juzgado federal bahiense en los años más duros del accionar delictivo de la dictadura en Bahía Blanca. Cuando el Consejo de la Magistratura comenzaba a investigarlo, renunció. Los fundamentos que llevaron al CELS a cargar contra el ex juez Madueño pueden consultarse AQUI.

sololocaladmin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *