Los Pescadores Artesanales de Bahía Blanca Anuncian un Acto de Protesta

(Notas de Usuarios) - Los Pescadores  Artesanales de Ingeniero White desde hace años hemos sufrido grandes atropellos por parte, tanto de las empresas que en su afán de obtener la mayor ganancia posible arrasan con todo lo que tienen cerca, sin importarles el costo social y ambiental que eso implica, como por los gobiernos de turno, para los cuales no somos un grupo significativo que pueda influir en una elección por lo que no somos de su interés. Pero últimamente, no solo hemos sido ignorados, sino que hemos sido utilizados por el Consorcio de Gestión del Puerto de Bahía Blanca en una operatoria de dudosa legalidad. En Diciembre del año 2.012 el CGPBB suscribió un acta-acuerdo con las tres Instituciones que representan a los Pescadores Artesanales de Ingeniero White, en la cual se comprometía a realizar gestiones para optimizar la actividad pesquera y asimismo se comprometía a abonar un monto indeterminado de dinero para compensar a los pescadores que deseen retirarse de la pesca. La primer muestra de “turbidez” en la ejecución del acta-acuerdo, fue cuando el CGPBB permitió que la Cámara Unión Pesquera presidida por el Sr. Juan José Gonzalez agregara a la lista de “pescadores” que se retiraban voluntariamente a personas ajenas a la actividad, que hace varios años que no pescan, o al menos que no ejercen la pesca en estas aguas.

En el mes de Febrero de 2012, notificamos al CGPBB, que los pescadores en actividad del Puerto de Ingeniero White no éramos más de 140 entre marineros, patrones y propietarios, más unos 25  pescadores de Puerto Rosales. A pesar de esto al día de hoy ya recibieron una “ayuda de carácter social” como la llama el CGPBB, más de 270 personas que decidieron abandonar la pesca y una “compensación por la restricción de uso del espejo portuario, antepuerto y zonas de maniobras” unos 100 pescadores que decidieron seguir en actividad. Por haber violado el CGPBB el acta-acuerdo, atento que la cláusula décimo primera dice: “…determinando asimismo las cámaras  de común acuerdo, bajo su exclusiva responsabilidad y en orden al monto global asignado a cada una de dichas categorías, el monto de ayuda económica de carácter social a ofrecer  a cada uno de sus representados…” y ni la Cámara de Propietarios, ni la Asociación de Pescadores, hemos tenido intervención en la determinación del listado y monto a percibir en concepto de compensación por el dragado por los pescadores que desean continuar ejerciendo el oficio, hemos enviado reiteradas notas y realizado innumerables llamados a los Directores del CGPBB, pero no hemos tenido hasta el día de hoy respuesta alguna.

Lo que más llama la atención es que la mayor parte de los aproximadamente 27 millones de pesos que se gastaron en el cumplimiento del acta acuerdo, se distribuyeron a través de los integrantes de la Cámara Unión Pesquera, dejando afuera de toda participación a la Cámara de Propietarios y a la Asociación de Pescadores y esta “repartija” se realizó por intermedio de la empresa Estibadores SRL que preside Amílcar Osores y la Cámara Unión Pesquera que dirige Juan José Gonzalez. Y sólo estamos hablando del dinero distribuido, no del total asignado que sabemos fue bastante más. A lo que se suma, que todo el dinero es entregado en efectivo, sin intervenir ninguna entidad bancaria. Es decir, la empresa Estibadores SRL a pedido de la Cámara Unión Pesquera, le solicita al CGPBB una suma millonaria de pesos y luego la reparte entre “pescadores” los cuales son declarados tales por el Sr. Juan José González, a su sola voluntad. Y los verdaderos pescadores, los que realmente nos vemos afectados día a día por la actividad industrial y portuaria, no hemos sido compensados por no querer transar con las personas que están llenando sus “bóvedas” a costa  nuestra.

Por otra parte se llevó a cabo una campaña en la que Juan José Gonzalez, presidente de la Cámara Unión Pesquera, Marcelo Osores y Walter Resumil directores del CGPBB por el SUPA y el SOMU respectivamente y el propio Hugo Borelli, presidente del CGPBB, les informaron a todos los pescadores que la única forma de obtener algún beneficio económico, era renunciar a la agrupación de pertenencia y adherirse a la Cámara Unión Pesquera, que es por la que efectivamente pasan los fondos que destina el CGPBB a través de Estibadores SRL. Tambien está latente el plan para la construcción, con total apoyo del CGPBB, de seis o más embarcaciones de arrastre que serian gerenciadas por Juan José Gonzalez y Gabriel Bauch por la Cámara Unión Pesquera y Marcelo Osores por el CGPBB, todo esto a espaldas de los propietarios y permisionarios en actividad, que deben ser los depositarios de cualquier tipo de reconversión o mejoras en inversión destinadas a la pesca artesanal.

Los propietarios y unos pocos marineros y patrones que no sucumbimos ante esta campaña, todavía estamos a la espera, luego de varias reuniones con parte del directorio en las que se nos pedían concesiones, como “desalojar la zona de pesca entre Galván y Maldonado”, “no efectuar medidas de fuerza para no negociar bajo presión”, “no pegarle a Hugo Borelli en los medios”, etc. A todo esto cumplimos y en respuesta solo nos hicieron perder tiempo en reuniones pueriles con los directores del CGPBB Dr Francisco Costa, Agustín Moreno, Abel Di Meglio, Enrique Fortunato, en las que nos hicieron ofertas un día para retirarlas al día siguiente, reuniones en las que decían tener el mandato y la potestad para solucionar este conflicto y al otro día de hecho negaban todo.

Mientras tanto la draga Kaishu sigue tirando el material dragado en la zona de pesca que denominamos Riacho Puesto frente a Puerto Rosales, desconociendo todas las recomendaciones que en distintas reuniones les hemos hecho los pescadores activos, con el sobrado conocimiento de la zona, para saber que aparte de afectar Riacho Puesto en sí, también trasciende el daño al canal del Embudo, dañando una zona de pesca importantísima. Y la draga de corte Marco Polo sigue profundizando y ensanchando el canal “comiéndose” en el proceso una zona de pesca que hasta hoy no formaba parte del canal principal y exponiendo los barros contaminados a cielo abierto. Además la draga DN 28, que trabaja desplazando el barro con un chorro de agua a presión, sigue desparramando los contaminantes que solo el CGPBB “duda” que estén en el fondo de los canales portuarios.

Si a todo esto le sumamos que de las decisiones del directorio se destaca la orden de desaparecer a la Asociación de Pescadores, claramente hay un plan para sistemáticamente ir extinguiendo la pesca artesanal tal como la conocemos y dejarles la libertad de disponer de la Ría a su antojo para ampliar aún más la zona industrial, portuaria y petroquímica, obviamente para ganar cada vez más y más dinero mientras nosotros, los pescadores estamos cada vez peor. Hasta ahora el trato con todas las instituciones gubernamentales, incluido el CGPBB, ha sido para nosotros los pescadores una traición tras otra y es por eso que decidimos volver a efectuar un acto de protesta en el cual pensamos ir hasta las últimas consecuencias, para que se nos reconozca de una buena vez  nuestro derecho a existir, sin que nuestra causa sea usada para provecho de unos pocos como se hizo hasta ahora, desparramando dinero sin ton ni son y postergando a los que realmente vivimos de la pesca artesanal, exigiendo asimismo que se subsane de una u otra manera el daño que hemos sufrido nosotros y nuestro ambiente laboral que es la Ría de Bahía Blanca.

Desde ya les pedimos disculpas a todo el que sea afectado por las medidas que nos obligan a tomar y sepan que lo que menos queremos nosotros es hacer esto, pero no nos dejan alternativa, ya que agotamos todas las instancias de dialogo y hasta ahora solo hemos sido literalmente burlados.


Nota de Solo Local: Pablo Alejandro Bustos es presidente de la Asociacion de Pescadores Artesanales de la Ria de Bahia Blanca.

0
0
0
s2sdefault
Bookmaker with best odds http://wbetting.co.uk review site.